Compromiso con la eco-sostenibilidad

character-commitment

Nuestro empeño en hacer de Fastvínic un lugar de exaltación de los mejores productos y vinos locales es una muestra de nuestro firme compromiso con el desarrollo sostenible. Y para completar con broche de oro -nunca mejor dicho- esta apuesta, Fastvínic es el primer local de restauración de Cataluña en obtener la Certificación LEED en su nivel GOLD. Este reconocimiento permite redondear el interiorismo, a través del cual Alfons Tost, artífice también de Monvínic, ha sabido conjugar estética y funcionalidad para construir un espacio dinámico que se erige en auténtico referente del ecodiseño internacional. Para más detalles, les invitamos a leer nuestro “Compromiso con la ecosostenibilidad”: Uno de los fundamentos de Fastvínic es su sostenibilidad medioambiental, principio inquebrantable que reposa sobre tres pilares: la oferta gastronómica, la selección de vinos, y el diseño y funcionamiento del local. 1. Así, nuestros bocadillos y sus complementos están elaborados esencialmente con productos catalanes, una buena parte de ellos ecológicos, y priorizando lo que la naturaleza ofrece en cada estación del año. De hecho, cada producto viene avalado por los mismísimos proveedores locales que cada semana traen a Monvínic el fruto de su trabajo. Máxima calidad, ecología, proximidad y estacionalidad para que cada bocado rezume sabores intensos y auténticos. 2. La veintena larga de vinos a copas ofrecidos cada día son todos ellos catalanes, garante adicional de nuestra apuesta total por la idea de proximidad imperante en nuestra oferta. De esta forma estará disponible en Fastvínic una generosa representación de todas las denominaciones de origen catalanas. Priorizamos a los vignerons que, más allá de elaborar vinos de calidad, muestran una especial sensibilidad por la práctica de una viticultura y una enología de mínimo impacto medioambiental. 3. La esencia eco-sostenible de nuestra oferta culinaria y vínica adolecería de un serio vicio si el diseño y el funcionamiento del local no respondiesen también de forma escrupulosa a estos criterios. Excepto las copas y las bandejas, todo el material servido en Fastvínic se recicla. Por todos nosotros, por las generaciones futuras, y por el planeta Tierra que nos acoge y nos sustenta.